domingo, 8 de noviembre de 2009

C.D Campamento 1- 1 C.D Montijo Antolín: Empate insuficiente

El Montijo, encuadro, consigue arañar un punto del abrupto terreno de juego del Campamento. Aunque se adelantaron en el marcador un riguroso penalti convertiría en empate el resultado final. Los locales, con mucha personalidad y trabajo, se convirtieron en un frontón para el filial porteño. Luego un nefasto arbitraje terminaría desesperando ambas escuadras, sobretodo a la visitante, por la mala administración de la ley de la ventaja evitando que el partido tuviese más salsa.

Desde los prolegómenos dele encuentro se avistaba un partido duro para el conjunto de la Vía Carpetana. Lesiones y cuadros víricos dejaban K.O a casi un tercio de la plantilla. En segundo lugar un campo de tierra siempre es un feudo hostil para equipos que les gusta rasear y dominar la posesión de la pelota.

Bien es cierto que el Montijo comenzó el partido tratando de jugar como su estilo le dicta. Se topó con un Campamento replegado como un régimen defensivo militar.Sin embargo a los 24 minutos de juego su único despiste hasta el momento en el marcaje les costaría el 0-1.Una falta lateral lanzada por el Montijo termina en un un rechace que vuelve a ser centrado al corazón del área. Desde allí Fran Antequera convierte su remate fallido de tijera en una asistencia que Tano desde dentro del área pequeña remata a bocajarro para romper la igualdad del marcador.

Poco duró la alegría para los visitantes que 12 minutos después, en el 36, cuando el extremo derecho del Campamento logra percutir por el lado derecho del área, Jeanca, lateral zurdo del Montijo, elige ir a suelo para cortar la cometida rival dándole motivos al juez de la contienda para decretar pena máxima. El delantero centro local, Rafa, convierte el penalti con mucha frialdad colocándolo flojito a la base del poste derecho del portero del Montijo. Desde aquí hasta el final un mismo guión que sólo el colegiado y algún poste evitan que la historia de un empate anunciado tuviese algún punto de fuga.

Las retaguardias de ambos conjuntos cumplieron con su función dejando poco espacio para la improvisación de las vanguardias contra las que batallaban. Tan sólo en contadas ocasiones porteros y postes fueron guardianes del resultado. En el minuto 66 Cásar, centrocampista del Campamento, finalizaría un rechace con un disparo cruzado que casi se cuela por la escuadra, si no llega a ser por la estirada del portero visitante, Javi Peñas, que la envía a corner. Cinco minutos después Robert, mediocentro porteño, logra robar un balón en el centro el campo y sin pensárselo desde unos 30 metros de distancia al arco su disparo acaricia la escuadra derecha del marco rival.

En este último cuarto de hora el partido se desataría como no lo había hecho hasta ese momento. La potestad del trencilla se convertiría en el mejor defensor del equipo local. En dos ocasiones el silbato del colegiado cortaría dos ocasiones manifiestas de gol a favor de los visitantes. En la primera Miguel Misis, hoy debutaba en esta temporada, dejaría sólo a su compañero Jorge con un gran pase al hueco que le dejaba uno contra uno frente al portero local. El línea con mejor perspectiva del pase y del movimiento del atacante visitante, no estima fuera de juego luego no levanta el banderín, sin embargo el árbitro en paralelo al pase lo señala. Dos minutos después, el Montijo roba un balón y contragolpea, Jesús traza un pase de tiralíneas dejando la espalda de la defensa ganada para su compañero Fran Antequera. Pues el árbitro detiene la acción porque escucha al futbolista porteño pedirle a un compañero una tarjeta para un rival por una acción anterior. Entonces decide sacarle la segunda amonestación y enseñarle el camino de los vestuarios.

El Montijo, ya con inferioridad numérica, permitiría al Campamento en el minuto 78 tener su última oportunidad. Pedrito con su desmarque en diagonal deja en evidencia el ansía por ganar del Montijo pero su centrochut es salvado por Tano bajo palos. Ya en el descuento los visitantes tuvieron la última palabra con una doble ocasión de Robert. Otra vez a su seco disparo pondría en aprietos a Raúl, portero local, que con la yema de los dedos despeja a corner el latigazo lejano. Fran continúa la acción poniendo el saque de esquina a la corta. Mal despejada por la zaga del Campamento el balón llueve al punto penalti desde dónde Robert peina con su cabeza un balón que acaba cayendo sobre el larguero.

Final. Empate a uno que sólo satisface al cuadro local que con oficio y humildad maniato a un Montijo del que se espera más. El filial porteño se atraganta otra semana más ante equipos que son como caramelos duros y grandes. Ahora a esperar, recuperar a futbolistas que puedan ayudar al quipo a volver alegrar a la parroquia porteña.

C.D Campamento: Raúl,pérez,Javito,Dani,Felipe©,Pedro,César(A)(Oliva 84´),Miguel(A)(Oscar 84´),Rafa,Ray(A)(Víctor 76´),Pedrito.

E:Ramón Ramos

C.D Montijo – San Antolín: Javi Peñas,Jeanca (A)(Miguel Misis (78´), Tano©(A),Iván, Sergio(A),Uzal,Robert ,Jesús(A,A´R),Donato(A),Campos(Jorge (A)66´),Fran Antequera(A).

E:Daniel Misis.

Arbitro: Sr. Jorge Cabanelas
Goles: 0-1 Tano a bocajarro tras un centro de Fran.(24´)
1-1 Rafa de penalti.(36´)

Incidencias: Campamento.50 espectadores